Proyecto cultural: Murga

Responsable: Gonzalo Ismael Cornaló.

Dirigido a: niños y jóvenes que deseen aprender y experimentar ritmos y baile de murga.

Fundamentación

La incorporación y el desarrollo de contenidos referidos a lo lúdico-artístico-musical, son materia muy importante de formación como otras tantas que una institución educativa brinda a los niños y jóvenes.

El arte es una de las áreas del desarrollo intelectual de los niños, jóvenes y adultos. Arte es expresar y transmitir con belleza de sentimientos todo lo que el hombre ve, siente y conoce de la naturaleza. Asimismo, la música es una forma de expresión y comunicación, tan bella como las artes plásticas y como todo lo artístico, y que apela a la sensibilidad y al descubrimiento de lo que sucede dentro de nosotros.

La enseñanza de la música forma parte de todo un conjunto de valores para la formación de un individuo, así como las demás materias. Y no nos olvidemos de la posibilidad de CREAR que lleva consigo. La creatividad e innovación son conceptos que hoy en día cobraron gran importancia. Pero más allá de todas las cosas que podamos decir, la música es algo que podemos COMPARTIR entre todos; es motivo de UNIÓN. La música no tiene barreras ni fronteras, no conoce religión ni política, la música tiene la capacidad de moldear la personalidad de los individuos transformando y dimensionando nuestros sentidos para expresar nuestro ser a través de ella.

La educación musical es una ventana al descubrimiento de nuestras capacidades sensitivas, donde nos lleva a dimensionar nuestras capacidades creativas, y la música es una excelente manera de ejercitar la creación y disfrutar con ella.

Otra valoración para destacar es que la música requiere coordinación y trabajo en equipo, esto hace que quienes la practican o simplemente la escuchan, se interrelacionen, logrando de esta forma la integración entre personas motivando el dialogo, el respeto, compromiso, la identidad, y pertenencia, alcanzando así un estilo de convivencia entre niños y jóvenes organizado y aceptado por todos, donde se privilegia la participación individual y colectiva de todos.

De esta manera la música, deja de ser un deseo y se convierte en una necesidad en el desarrollo lúdico-artístico de las personas donde podemos crear, compartir, aprender, enseñar, disfrutar, respetar, y gozar de un buen momento.

Principales tareas a desarrollar

  • El taller de percusión está orientado al aprendizaje de ritmos musicales en base al estilo de murgas circenses provenientes de la cultura Rioplatense.
  • Estos ritmos varían en tiempos y compases comprendidos desde los más sencillos a los más complejos.
  • La enseñanza de estos ritmos se transmite a los alumnos en forma práctica, sin la utilización de pentagramas ya que esto no vuelve muy atractivo el aprendizaje del taller y además no se busca formar profesores es decir el aprendizaje básico y conciso de los ritmos que es la finalidad misma del taller de percusión.
  • A medida que los educandos aprendan los primeros ritmos se comienza a formar así un repertorio que estará organizado de tal forma que los educandos irán tomando idea de la organización de los mismos.

Otras tareas a desarrollar

  • además de los ritmos se trabajará en conjunto el aprendizaje de expresión corporala través de las diferentes coreografías y pasos que además de servir de instrumento para el desenvolvimiento corporal ayuda a la prolijidad y buena movilidad de los educandos en el momento de representar los ritmos aprendidos. Además se les dará una breve reseña de la historia de las murgas estableciendo sus semejanzas y diferencias.
  • Las coreografías se van enseñando de acuerdo al avance de los educandos en los ritmos, se dedicará media hora para la creación de ritmos nuevos, esto es necesario ya que se necesita un pequeño repertorio como comienzo para poder insertar así las coreografías que serán parte de la muestra final.
  • Cuando los alumnos hayan aprendido el repertorio completo o la mayoría de los ritmos nuevos, se dará mayor interés a los nuevos grupos de sonidos percusivos, es decir que además de aprender los ritmos murgueros, ellos mismos podrán crear y ampliar el campo de aprendizaje y de esa forma revelar su interpretación rítmica y sonora a través de sus representaciones.

Objetivos del taller

  • El principal objetivo del taller es lograr un ambiente de trabajo donde prospere el respeto, el compañerismo entre los integrantes del grupo y el profesor y viceversa, lograr participación activa al realizar tareas grupales, generar lazos de amistad para que los educandos puedan disfrutar aún más del taller.
  • Desarrollar en los jóvenes el gusto por la música como así también la capacidad creativa.
  • Adquirir el concepto de ritmos circenses y practicarlos.
  • Ejercitar la coordinación y el trabajo grupal al realizar tareas conjuntas.
  • Participar activamente en eventos artísticos culturales y de índole social, deportivos, etc. Lo que incentiva más a los niños y jóvenes.
  • Llegar a ser una persona con nuevas herramientas para desenvolverse dentro de la sociedad.

 

DSCN1548.JPG DSCN1549.JPG DSCN1550.JPG DSCN1812.JPG DSCN1814.JPG DSCN2555.JPG DSCN2559.JPG DSCN2564.JPG DSCN2565.JPG DSCN2965.JPG DSCN2968.JPG DSCN2969.JPG DSCN2970.JPG DSCN2972.JPG